Anuncios

De valores a metas

I believe that through knowledge and discipline, financial peace is possible for all of us.Dave Ramsey

Una vez analizados nuestros recursos y descritos nuestros objetivos debemos centrar nuestra atención en transformarlos en metas económicas y en delimitar nuestro perfil inversor.

¿Qué queremos conseguir? ¿Qué buscamos con nuestras inversiones? ¿Que nos paguen los gastos o que capitalicen y generen riquezas? ¿Queremos disfrutar todo en vida o legar algo a generaciones futuras? ¿Qué inversión es la cómoda para nosotros? ¿Qué tolero más? Les dejo una pequeña guía con indicadores que les serán útiles.

De valores a metas

Todas las cuestiones relativas a la tolerancia nos acercan al punto más importante a la hora de determinar la inversión correcta: el perfil inversor. Hace poco leí un post muy bueno de Javier Sánchez Serrano en el que afirmaba: ignora tu perfil de riesgo y estarás perdido. Absolutamente de acuerdo.

Es básico hacerlo en este punto. Previo a nada. Sin nada más que firmar. Definan su perfil junto a su asesor y establezcan periodos de revisión. ¿Por qué? Con el paso de nuestra vida cambiamos de alegrías y mudamos las fobias. Cuando somos jóvenes no entendemos de límites y cuando maduramos ganamos en responsabilidad y, por ende, nos limitamos (cierto, dicho así, es para pensárselo). Tal y como vimos en el post La norma que nos protege, la MiFID de 2007 estableció la obligación a las entidades financieras que presten servicios de inversión de conocer al cliente. Deben proceder a clasificar a los clientes. Los servicios que se ofrezcan a los clientes minoristas deben adecuarse a su perfil. Para asesorar o gestionar su cartera deberá velarse por su idoneidad, es decir, por su adaptación a los objetivos y situación financiera del cliente.

Desafortunadamente, no existe un único test y cada cual, siguiendo instrucciones de los controladores, diseña su test conforme a lo que cree más alineado a aquéllas. Si tienen oportunidad les invito a comparar el test que les hace su banco con los que cualesquiera de otras plazas financieras como Luxemburgo  en los que, para abrir la cuenta hay que dar respuesta a un sinfín de preguntas cuyas respuestas determinarán, desde ese momento, la cartera a diseñar para el cliente.

Analizados los recursos, puestos los objetivos, convertidos en metas económicas y establecido nuestro perfil inversor, toca clasificar nuestro patrimonio según los distintos activos que existen: mobiliarios, inmobiliarios, capital riesgo y personales. Una vez hecho deberán ver si son conformes a sus objetivos, si están o no en línea y si, sobre todo, los productos que tienen se adecuan a su perfil inversor y son los idóneos.

Eso será el viernes. Disfruten del día

Un nido de paradojas y contradicciones: soy un abogado atraído por el mundo financiero, un hombre de acción al que le gusta pensar y escribir, alguien dedicado al mundo del dinero pese a saber que lo que importan son las personas, un hombre de paz que no deja de dar guerra. Me apasionan mi familia, mis amigos, la vida, los debates y el vino. Y si todo esto coincide en un mismo lugar, éste se transforma en el paraíso.

Deja un comentario

Site Footer

Sliding Sidebar

Sobre mí

Sobre mí

Un nido de paradojas y contradicciones: soy un abogado atraído por el mundo financiero, un hombre de acción al que le gusta pensar y escribir, alguien dedicado al mundo del dinero pese a saber que lo que importan son las personas, un hombre de paz que no deja de dar guerra. Me apasionan mi familia, mis amigos, la vida, los debates y el vino. Y si todo esto coincide en un mismo lugar, éste se transforma en el paraíso.

En redes sociales

Para suscribirse al blog

design·branding·digitalmkt

Facebook Page

A %d blogueros les gusta esto: